Con un espectacular mañana, tras los vientos y lluvias pasados, emprendemos marcha desde el parking del bar «Tinajo»

Punto de salida cómodo, pues a escasos metros tenemos el tramo de la GR 99 y «camino de Ranillas» que baja hasta el Ebro, margen izquierda. Remontamos aguas hasta la acequia mayor y por un soto bosque muy poblado accedemos a los Galachos, que ya conocemos

Solo resta regresar al punto de partida bajo la atenta mirada de la colonia de aves que anidan en los farallones tallados por el viento y los pluviales

Teórica en el restaurante «Los Galachos» con propuestas, promesas y renovadas ganas de iniciar la marcha próximamente